Márquez pide la moto mas rápida para el próximo año 2020

Márquez pide la moto mas rápida para el próximo año 2020. Marc Márquez ya se centra en la moto de 2020 y deja aparcada la de esta temporada a la espera de confirmar en Jerez la semana que viene las sensaciones. La impresión que le ha dejado en los dos días de test en Valencia es positiva. Tanto es así que su mejor tiempo lo hizo con ella. A pesar de acabar el día séptimo, a siete décimas de Maverick Viñales, ve potencial en el propulsor que debe ser la base del que montará el próximo curso.

«A nivel de motor ya estamos como el año pasado», afirma Márquez. «Antes, cuando se traía un motor nuevo, costaba. Ahora la base es igual. Corre un poco más. Tenemos que seguir trabajando para saber usar la potencia y transmitirla».

No fue la única novedad que probó Márquez este miércoles. Honda también volvió a poner en pista el último chasis y un nuevo carenado con cambios en las alas.

«En el chasis hay que trabajar más. También probamos una nueva aerodinámica y no fue mal. Algunos puntos interesantes. Aún así creo que debemos modificarlo un poco porque en algunas curvas las sensaciones no fueron las mejores. Las conclusiones son claras», apunta.

La compañía de Tokio se esforzó el pasado año en hacer un motor que plantase cara al de Ducati. Eso provocó que la RC213V perdiese en manejabilidad, lo que ha complicado la vida a los pilotos de la marca. La nueva versión sigue en la misma línea, pero a Marc no parece importarle demasiado.

«El comportamiento es más o menos similar. Creo que tiene potencial, pero es muy nuevo. Aún necesitamos modificar algunas cosas. Si tienes una moto más fácil, ayudará a todos los pilotos de Honda. Pero mi objetivo es intentar tener la moto más rápida. No importa si es difícil o no. Lo que quiero es intentar ganar y no importa si necesito esforzarme más en el pilotaje», soltó.

TE VA A INTERESAR: DOVIZIOSO: «MÁRQUEZ NO LO AYUDÓ, LAS PALABRAS SOBRE LORENZO»

«Las tres primeras son Yamaha. Esto significa algo. No las he visto en pista. No es nuevo que sean rápidas a una vuelta, en pista con goma. Lo han sido este año. Tenemos que seguir trabajando en nuestro camino sin obsesionarnos», destaca.

Por la mañana, Marc coincidió por primera vez con su hermano en pista y pudo ver de cerca la evolución del menor.

«Al final ves poco. El ritmo ahora es completamente diferente. Llevo siete años con esta moto, cierro los ojos y me sale la vuelta. He visto que en las curvas rápidas donde no hay que forzar el tren delantero él iba bien. El punto más crítico de la Honda, son los frenos. Es ahí donde yo te tenido tantas y tantas caídas, y donde le va a costar más seguramente», zanja.

COMPARTE

Related Post

Leave us a reply